238 años de empeño

15 febrero, 2013 Revista:No. 15 Etiquetas: , , , , , Autor:hojeadas

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 3,67 de 5)
Cargando…

Fuente: El Universal

Para no empeñar el alma

Empeñar puede ser la solución o el problema.

Empeñar puede ser la solución o el problema.
Foto: alcalorpolitico.com

No es la mejor opción, pero la rapidez para acceder a un préstamo sin la necesidad de contar con historial crediticio o la restricción de aparecer en el buró de crédito hace de las casas de empeño una atractiva alternativa para hacer frente a la crisis

Sin embargo, podría resultarle caro si no verifica la fiabilidad de los prestadores de estos servicios que, de ser empresas fantasma, no sólo le cobrarían altas cuotas por el préstamo, sino que podrían desaparecer cuando menos se lo espere junto a sus joyas o vehículo empeñados.

Con excepción del Nacional Monte de Piedad, la Fundación Rafael Dondé y Montepío Luz Saviñón por su carácter no lucrativo, el resto de casas de empeño se rigen también por el Código de Comercio.

Las casas de empeño elaboran catálogos para los remates.

Las casas de empeño elaboran catálogos para los remates.
Foto: alcalorpolítico.com

Efectivo en minutos

Para que el pignorante, persona que solicita un crédito, pueda tramitar un préstamo, debe primero presentar una prenda, en la mayoría de los casos bienes muebles como relojes y alhajas, vehículos o piezas de arte para que un especialista determine el valor del objeto y monto del préstamo

En algunos casos, los títulos de propiedad de casas y terrenos también pueden ser sujetos de préstamo, como el caso del Nacional Monte de Piedad que tiene una tolerancia de tres años en los préstamos hipotecarios. Aquí el interés es variable y se calcula con base en la Tasa de Interés Interbancaria de Equilibrio (TIIE) vigente a la fecha del contrato, y alcanza un monto de hasta 25% del inmueble sin superar los 300 mil pesos.

El valuador determinará la autenticidad del bien y su precio comercial para ofrecer cierta cantidad en efectivo.

El monto del financiamiento varía, según la institución que se trate, entre 50 y 80% del valor comercial del objeto, de acuerdo con un reporte de la Condusef.

Si el pignorante acepta el monto, el valuador toma los datos del cliente y firman el contrato a un determinado plazo y tasa de interés.

Denomina boleta de empeño y es el único documento que hace válido el contrato.

El comprobante de préstamo se le denomina boleta de empeño y es el único documento que hace válido el contrato. Las condiciones de refrendo y, en su caso, de comercialización también se sujetan a las disposiciones de cada casa de empeño.

Según la Condusef, el Nacional Monte de Piedad ofrece préstamos con una tasa de interés de 4% mensual, en tanto que Montepío Luz Saviñón y la Fundación Rafael Dondé de 5.9% y 9%, de manera respectiva

Los préstamos van desde 30 hasta 300 mil pesos.

Los préstamos van desde 30 hasta 300 mil pesos.
Foto: alcalorpolitico.com

Los contratos pueden pactarse a una semana o hasta cuatro meses, según la empresa, y los días de gracia antes de que las prendas salgan a remate van desde siete días hasta un mes.

Dependiendo del establecimiento que se trate, los préstamos se otorgan desde los 30 pesos y pueden alcanzar los 300 mil pesos.

Los refrendos pueden limitarse a cierto número de veces, aunque por lo general son indefinidos siempre que se paguen los intereses.

Como no existe un reglamento único, los refrendos pueden limitarse a cierto número de veces, aunque por lo general son indefinidos siempre que se paguen los intereses.

Por ejemplo, puede observarse que Montepío Luz Saviñón restringe a ocho veces el refrendo por relojes y a dos el de productos varios.

Si se pretende desempeñar una prenda, basta con que se liquide el monto total del préstamo y, en su caso, de los intereses acumulados.

El pignorante tiene derecho al cobro de demasías.

Cumplido el tiempo de gracia para recuperar la prenda y al no liquidar el préstamo, ésta pasa al área de remates.

Las casas de empeño elaboran catálogos para los remates y una vez consumadas las ventas, el pignorante tiene derecho al cobro de demasías.

Video Universal

[jwplayer config=»hojeadas» mediaid=»1539″]

La Condusef te dice como conocer la boleta

  1. Sucursal, Fecha y Hora en que se realizó la operación.
  2. Nombre o clave interna del valuador y monto del avalúo.
  3. Ramo: cómo se clasifica el objeto que empeñaste, si es una alhaja, un electrodoméstico, una pieza de arte, una antigüedad, etc.
  4. El número de Billete-Contrato.
  5. Número de consecutivo.
  6. Tu nombre: verifica que aparezca tal como está en la identificación que presentaste al empeñar.
  7. Descripción del objeto: asegúrate de que las características correspondan al bien que estás presentando. Por ejemplo, si se trata de una alhaja, cuida que los quilates y el peso concuerden con los datos de tu prenda.
  8. Tasa de interés mensual: el monte de piedad cobra el 4% sobre el préstamo, en el ejemplo, un préstamo de $500 pesos cuesta $20 al mes.
  9. Gastos de almacenaje: éstos se determinan en el momento en que empeñas, y se expresan como un porcentaje de lo que vale tu prenda.
  10. Gastos de operación (cuando pasa a comercialización): Aquí se incluye el cálculo para la demasía que es la cantidad que recibirás si tu prenda se vende, una vez descontados del avalúo: el préstamo, los intereses, los gastos de almacenaje y los gastos de operación. También toma en cuenta que si pagas el desempeño de tu prenda y no la recoges dentro de diez días hábiles siguientes, comenzarás a pagar gastos de almacenaje. Y si no la recoges en 60 días naturales, perderás tu prenda.
  11. Desempeño: cuánto deberás pagar, con intereses incluidos, si quieres rescatar tu prenda en los próximos 4 meses (el costo aumenta $20 cada mes).
  12. Importe a pagar por el refrendo: el plazo límite para realizar los pagos de refrendo o desempeño es de un día hábil antes de la fecha de comercialización. Puedes hacer tres refrendos consecutivos como máximo.
  13. Fecha de comercialización: si en esta fecha no liquidas tu deuda con el Monte de Piedad ni realizas un refrendo, tu prenda será vendida.
  14. Información para el banco: en Banamex puedes pagar para desempeñar tu prenda, pero debes realizar el depósito alrededor de 10 días antes de que la prenda pase a comercialización. Esta fecha está indicada en el contrato de prenda, con la condición de que después de cuarenta y ocho horas posteriores al pago en banco, acudas a la sucursal donde realizaste el empeño. Esta opción de pago en el banco no aplica para refrendos de alhajas.
  15.  Tu firma al empeñar y al desempeñar.
  16. Firma del perito valuador
Navegación << Papás sobreprotectores Ojo con el piercing >>

Los comentarios están cerrados.