Carta Editorial

1 agosto, 2013 Revista:No. 26 Etiquetas: , , , , , , Autor:hojeadas

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Los estudiantes se llenan de nerviosismo, angustia o alegría, en el inicio o retorno a clases, claro dependiendo de las diferentes etapas o del carácter o inclusive de su personalidad:

Cuando el niño va por primera vez al kindergarden, el miedo y el llanto aparecen porque se separa de sus padres, lo dejan en un sitio nuevo y con personas que no conoce.

Al iniciar la escuela elemental o Primaria existe otro cambio pues pasará más tiempo en ella, deberá dominar conocimientos en clase y presentar los temidos exámenes.

Para los que pasan al nivel de Secundaria, las cosas son un poco más difíciles porque ya no es un solo profesor quien imparte todas las materias sino que son diferentes maestros y por lo tanto, tienen más obligaciones, además, coincide con los cambios propios de la adolescencia.

Los preparatorianos o bachilleres inician también la etapa donde definen su identidad y se preparan para su vida adulta y tienen que tomar las primeras grandes decisiones.

Ante la cercanía de esos días, este suplemento en su número 26, ha recopilado varios artículos relacionados con el tema, tratando de abarcar diferentes aspectos como el social, sentimental, nutricional etcétera.

Te recomendamos “La enseñanza secundaria” y “La lista de útiles “que está muy relacionada con el aspecto académico, “El 1er. día de clases” y “El más chiquito del salón” abarca el aspecto psicológico, en tanto “Dolor sentimental=Dolor físico” y “Noviazgo ¿Debo cambiarlo de colegio?” cubren el lado sentimental; “Un buen lunch” el nutricional y el de “La otra inteligencia” el aspecto social.

Así es que empecemos a sacar los cuadernos para iniciar clases, con mucho entusiasmo, ya que como dijo el gran Albert Einstein:

“Nunca consideres el estudio como una obligación, sino como una oportunidad para penetrar en el bello y maravilloso mundo del saber”

Hasta la próxima.

Navegación << Portada Número 26 La otra inteligencia >>

Los comentarios están cerrados.